MY LITTLE BOOK BOX: PARA APRENDER A AMAR LA LECTURA

Hace semanas que quería escribiros sobre My Little Book Box, pero con las vacaciones, no he podido hacerlo hasta ahora. Es uno de mis últimos descubrimientos, gracias al blog de Mamis y Bebés y creo que es una herramienta muy útil para los que tenemos niños pequeños en casa y queremos que aprendan a amar la lectura como ellos desde su más tierna infancia.


My Little Book Box es una iniciativa fantástica que, de momento resulta poco conocida. Está desarrollada por la Editorial Boolino y consiste en el envío mensual de una caja en cuyo interior encontraremos un libro y muchas sorpresas para que nuestros hijos vayan iniciándose en el amor a los libros y los mil y un universos que los habitan y que podrán descubrir en ellos.




EL AMOR A LOS LIBROS SE INCULCA DESDE PEQUEÑOS. 

Creo firmemente que los hábitos de la lectura deben inculcarse a los niños desde su más tierna infancia. Pero no sólo desde que comienzan a leer, sino que antes existen muchos libros con los que los niños pueden aprender a amar los libros y, a partir de ellos, amar en el futuro también la lectura. Tengo una niña que acaba de cumplir 18 meses, y cuando descubrí My Little Book Box tuve claro que quería suscribirme e ir recibiendo estas cajas tan especiales. En su interior, mi hija, a través de libros adaptados a su edad, irá cogiendo los buenos hábitos de amor a los libros y todo lo que éstos tienen para ofrecernos.


En el interior de cada cajita de My Little Book Box encontraréis muchas sorpresas. En concreto, cada caja incluye lo siguiente:



-  Un libro adaptado a la edad del niño suscriptor (las edades a las que van dirigidas estas cajas están comprendidas entre los 0 y 7 años).



-  Una guía de lectura con ideas para que disfrutemos junto al niño y su libro.



-  Actividades divertidas para el niño y el material para realizarlas en familia. Aquí viene el momento manualidades, que a menudo suelen estar relacionadas con el libro en cuestión que incluye la caja.



-  Una pequeña sorpresa 



SUSCRIPCIÓN.

La suscripción a My Little Book Box tiene carácter mensual. Recibirás cada mes en tu casa una gran caja de colores y dibujos que a mí me recuerda bastante a los dibujos de Muzzy in Gondoland. Siempre resulta especial abrir esa caja y descubrir en su interior mil y una sorpresas con las que tanto mayores como pequeños disfrutaremos juntos.

Puedes realizar la suscripción on line a través de su página www.mylittlebookbox.com. Os pedirán que cumplimentéis un formulario on line y os llegará la confirmación por email. En mi caso, cuando fui a suscribirme, no recibí ningún email, por lo que llamé dentro del horario disponible al teléfono 902789455, que publican en su web, y una chica muy maja que confirmó la suscripción.

Para darte de alta, deberás indicar, además de tus datos personales y de envío, los datos del niño o la niña a quien va dirigido la cajita. En concreto, te solicitan su fecha de nacimiento, su nombre de pila, así como si es niño o niña. Con ese perfil, te podrán enviar cada mes un libro adaptado al niño o niña al que va dirigido, de manera que puedan enviarte cada mes un libro adecuado para la edad del pequeño o pequeña.

Además de la suscripción mensual (con un precio de 18,90€ al mes gastos de envío incluidos), existe la posibilidad de hacer un regalo puntual de una cajita (en este caso el coste es de 21,90€ también gastos de envío incluidos). Es muy agradecer el hecho de disponer de esta posibilidad, algo que no había oído hasta la fecha. 

Pero My Little Book Box tiene otras características que la hacen diferente. Cada mes, recibirás un email previo con el contenido de la cajita. Puedes enviar un email a la dirección de correo que te indican y cancelar el envío de la siguiente caja si no te interesa el libro. Es un punto muy positivo, puede ser que ya tengas el libro, no te interese o ese mes simplemente no te venga bien. No hay ninguna obligación de suscripción, por lo que tienes flexibilidad para decidir cada mes. 



LA EXPERIENCIA DE ITACA. 


Seguro que ya lo habíais adivinado, me ha gustado muchísimo esta iniciativa. Por eso, en cuanto supe de la existencia de My Little Book Box, tuve claro que quería inscribirme y compartir mi gran descubrimiento. Me parece un regalo fantástico para mi hija Henar, que le ayudará mucho a irse familiarizando con los libros y la lectura, y sé que poco a poco se dará cuenta que una vida sin libros sería una vida triste.

Es cierto que son 19 euros cada mes, y que con los tiempos que corren no deja de ser un gasto extra, pero me parece que realmente merece la pena, y además, si en algún momento no te viene bien o simplemente no te interesa el contenido de la siguiente cajita, cuando recibas el email siempre puedes cancelar el siguiente envío. Sin ningún tipo de período de permanencia ni nada similar. Pero una vez que pidas tu primera caja, estoy segura de que te gustará y si tienes un niño en casa, repetirás y mantendrás la suscripción.


Henar aún es muy pequeña (un año y medio) y que cuando los niños son más mayores, seguro que disfrutarán mucho más cada una de estas cajas. Pero quiero que Henar vaya creciendo con ellas y aprenda el amor por los libros desde bien pequeñita. No se me ocurren muchas maneras mejores que esta caja, en la que cada libro está especialmente pensado para la edad del niño o niña a la que va dirigido. Es un acierto seguro.


De momento, Henar está disfrutando mucho con sus libros de formas y colores, con historias didácticas en las que ir descubriendo universos maravillosos. Y yo espero que, con el paso del tiempo, vaya aprendiendo a amar los libros y, en el futuro, sea una gran amante de los libros y la lectura, como yo lo llevo siendo prácticamente toda mi vida.

My Little Book Box

MIS PRIMERAS VACACIONES INSTAGRAMIZADAS

Normalmente, cada domingo, publico un post con mi semana instagramizada. Algunas imágenes que condensan lo que ha sido la semana. Y es que creo que, por grises que sean los días, siempre hay pequeños instantes llenos de color y es muy bonito recopilarlos en un post semanal. 

Durante el mes de agosto, he estado bastante ausente del blog. Estas dos últimas semanas (largas) me he tomado unas buenas vacaciones por el norte de España y he desconectado del mundanal ruido, también de la blogosfera. Pero ahora, ya de vuelta en mi casa, me dispongo a publicar el post del domingo, instagramizando... no mi semana, sino mis primeras vacaciones. ¡¡¡Allá vamos!!! Espero que os gusten. 


Empezamos por unos días en la Castilla profunda (aunque me tocase volver a Madrid un par de días a trabajar). 

Perdiéndonos por la mítica Segovia. 



Conociendo Madrigal de las Altas Torres, la cuna de Isabel La Católica, donde por cierto encontramos un mercado medieval en el que compré unos jabones fantásticos. 



Luego empezaron las vacaciones de verdad. 

Galicia, esa tierra mágica. 
Y el Pazo do Souto ese lugar mágico al que volvemos cada año porque no sabemos vivir sin él. 


Un paseo por la Coruña. 



Para luego irnos a las Asturias. 

La heroica ciudad dormía la siesta y la Regenta vela frente a la Torre de la Catedral de Oviedo. 


Y una tarde en la siempre animada Gijón. 



Pero aún nos faltaba otro tramo norteño: Cantabria y Santoña. 

Desconectar en la playa leyendo una buena novela en el kindle. 


Pescando en la ría. 



Una imagen del bello mar Cantábrico: no hay nada igual en el mundo (captada en nuestro paseo en barco de Santoña a Laredo y viceversa). 


Podría hacer un post completo de comidas. Pero sólo os dejo dos imágenes. 

Los inolvidables desayunos en el Juncal en Santoña. 


La tarta de queso del Pazo de Souto, con frambuesas. ¡¡¡¡Absolutamente deliciosa!!!!


Los peques también se lo pasaron muy bien, cada cual a su estilo. 

El Athos descansando como un pepe. 


Y la princesa pasándolo bomba en la playa. 


Eso sí, quedé hasta las narices de hacer y deshacer maletas. Y como llevábamos pocos trastos... (y en la foto no está todo ni mucho menos). 


Teníamos un viaje a Roma que no pudimos hacer (pero que esperamos recuperarlo este otoño).

Pero si cierro los ojos y me quedo con una sola imagen es la de la playita por la mañana. 
Siesta en el paraíso... 



 Y vuestras vacaciones, ¿cómo han sido?. ¿Qué os parecen las nuestras?

WELCOME VERANITO!

Hoy ya sí que sí!!!!



Perdonadme si os dejo un poco abandonados durante las próximas semanas, pero el relax y la desconexión me esperan. Procuraré contaros cosas de vez en cuando, y si no.... ¡¡¡nos vemos en septiembre!!!

¡FELIZ VERANO!

MI 18ª SEMANA INSTAGRAMIZADA

Bueno, esta vez más que instagramizar la semana, os instagramizo el fin de semana. En realidad, llevo días yendo y viniendo: del pueblo a Madrid, de Madrid al pueblo, trabajo y maletas de aquí para allá. Pero ya queda menos...

Mientras, he aprovechado para hacer un pequeño viaje y relajarme el fin de semana, aquí os dejo los momentos de relax instagramizados: 

En un fin de semana da tiempo a muchas cosas... 

Perderse en un mercado medieval...


...donde comprar preciosos jabones artesanos...


...en el pueblo que vio nacer a Isabel La Católica.


Pero sobre todo disfrutar del relax...

...no hay nada como el agua, y cuánto he chapoteado yo en ésta...


...tirarse en la hierba a leer y desconectar del mundanal ruido.


Aquí os dejo las vistas de la piscina completa, que además tuvimos sólo para nosotros. 


Y mi hija, que acaba de descubrir que quiere ser patrón de barco, 
hace sus pinitos con la manta para tapar la piscina :)



No sé vosotros, pero yo a estas alturas lo único que hago ya es... ¡¡¡soñar con las vacaciones!!!

Aunque por supuesto, no me puedo quejar de este fin de semana prevacacional. 

COSAS QUE ME CHIFLAN: 2 DE AGOSTO: MIS ACTRICES FAVORITAS (2ª Parte)

Aquí estoy de nuevo, completando la lista. Perdón por el retraso porque este post debería haberse publicado hace dos semanas, pero ya sabéis, cosas del directo.

Hoy toca hablar del Top 5 de mis actrices favoritas. Difícil elección, pero allá van...

5. INGRID BERGMAN. 

No soy una gran seguidora de la carrera de Ingrid Bergman, pero solamente con su papel de Ilsa Laszlo en la inolvidable Casablanca, para mí resulta absolutamente imposible no incluirla entre mis actrices favoritas. Como dijo José Luis Garci en una ocasión, en aquella película, parecía que estaba iluminada por dentro. Inolvidable su reencuentro con Rick Blaine en el Café de Rick, mientras le pedía a Sam que volviese a tocar As time goes by...



4. SCARLETT JOHANSSON.

Scarlett es una de las grandes promesas del cine actual. Tiene algo especial esta chica, ese "algo" que hasta el mismísimo Woody Allen descubrió hace años, cuando la contrató como actriz protagonista en alguna de sus películas, para mí la mejor de ellas Match Point. Pero es que Scarlett da bien en cámara, mira con esos profundos ojos verdes y te crees lo que quiera contarte. Da igual que te lleve a la Flandes medieval de La joven de la perla que al siglo XX a interpretar a una actriz de Hitchcock.





3. KATE WINSLET. 

Me ocurre con ella lo mismo que me pasaba con él. Me refiero a Kate Winslet y Leonardo DiCaprio, los dos protagonistas de Titanic. No me gustaban en esa película ni al principio de sus carreras, pero con el paso de los años se han convertido en dos actorazos. A Di Caprio lo incluí en el listado de mis 10 actores favoritos y no podía hacer otra cosa en el caso de Kate Winslet. Me ha gustado recientemente en Revolutionary Road, pero cuando la vi en El lector me cautivó para siempre.



2. MERYL STREEP. 

Me ha costado mucho decidirme entre a quién darle el primer puesto y a quién el segundo de mi lista. Debería puntualizar que para mí Meryl Streep es la mejor actriz viva. Tiene papeles imprescindibles (la lista es inabarcable) como Kramer contra Kramer, La decisión de Sophie, Los puentes de Madison, La casa de los espíritus o La dama de hierro.  Esta mujer mejora con los años, desde sus primeros papeles (recuerdo con especial cariño Manhattan de Woody Allen) hasta su magnífica interpretación de Margaret Tatcher hace apenas un par de años. No deja de sorprenderme, tiene un halo especial que sabe reflejar en cada una de sus películas.


1. AUDREY HEPBURN. 

Si Meryl Streep es la mejor actriz viva (para mí), mi añorada Audrey Hepburn es la mejor actriz o al menos la que más me gusta. Esa cara con ángel, esa chica pizpireta con una gracia natural que nos enamoró en historias inolvidables como Sabrina, My Fair Lady, Desayuno con Diamantes o mi favorita Vacaciones en Roma. El cine ya no es lo mismo desde que ella no está.




Y hasta aquí mis actrices favoritas, ¿coincidimos en gustos?