MIS 10 MOMENTOS DE OCTUBRE

Ya os contaba en este post que octubre es mi mes favorito (o uno de ellos) y que además era un mes intenso. Un mes en el que dejar algunos caminos y tomar otros, un mes en el que aplicar decisiones, un mes en el que disfrutar de la belleza explosiva del otoño, y un mes en el que hemos hecho muchas cosas y muchas de ellas muy bonitas.

Por todo eso, elegir solamente diez buenos momentos resulta difícil, porque han sido muchos.


1. Espectadores en Acción. Desde el primer miércoles de octubre estoy asistiendo a un curso diferente y fantástico en el Teatro La Abadía, denominado Espectadores en Acción y que pretende acercar los entresijos del mundo del teatro a las personas que amamos el teatro pero no buscamos convertirnos en profesionales (más bien todo lo contrario), sino que amamos profundamente este arte desde el patio de butacas. En octubre he tenido cuatro sesiones, muy diferentes entre sí, en las que he tenido el lujo y el placer de conocer personalmente a cuatro actores y actrices muy diferentes entre sí, pero todos ellos muy vinculados a La Abadía:  Elisabeth Gelabert, Miguel Cubero, Ernesto Arias e Inma Nieto. Cada uno de ellos compartió con nosotros un trozo de su corazón y nos enseñó mundos fantásticos, algun@ incluso nos puso en apuros. Cada miércoles es una sorpresa y una alegría este taller, que estoy disfrutando intensamente.

2. Los (buenos) ratos con Henar. Mi hija es uno de los grandes motores de mi vida, intento siempre pasar tiempo con ella y que ese tiempo sea intenso (siempre lo es), hago verdadera ingeniería de calendario para intentar encajar todas las piezas del puzle, pero ella es una pieza imprescindible. Intento ir a buscarla todas las tardes (he fallado tres este mes, pero he ido dos mañanas, así que me doy por aprobada) y aprovechar las tardes en casa para leer, pintar, bailar… así como hacer planes los findes. Además, el día de mi cumpleaños incluso hicimos un bizcocho de chocolate y nos pusimos las botas, qué buen rato! Hemos ido dos veces al teatro, una vez a Ikea, un finde en el pueblo…y nos hemos reído mucho e intentamos pasarlo bien. Ver crecer a un hijo es uno de los mayores regalos de la vida y el tiempo vuela, hay que intentar aprovecharlo al máximo.


3. Dos grandes mañana en el Teatro Lara. Como os acabo de contar en el párrafo anterior, H&M, Henar&Mamá, hemos ido a dos espectáculos este mes de octubre. Dos domingos seguidos en el Teatro Lara y a cada cual mejor. El primero disfrutando por segunda vez (ya fuimos el año pasado) de Ara Malikian y su espectáculo para niños Mis cuatro primeras estaciones. Y el segundo disfrutando un musical infantil llamado Esos locos fantasmas, del que ya os hablé aquí y que merece muchísimo la pena. Henar se lo pasó bien en los dos pero los fantasmas fueron capaces de llevarla a ese mundo maravilloso que es el teatro y hacerle soñar en multicolor. Absolutamente mágico, el Teatro Lara casi nunca defrauda y muchas veces, como éstas dos, enamora.

4. Teatro, buen teatro. Y como no sólo de teatro infantil vive el hombre, octubre también me ha dado la posibilidad de disfrutar obras de teatro para adultos. En concreto tres, y muy diferentes entre sí: Liberto en el Teatro la Abadía, El príncipe en los Teatros del Canal y finalmente Hedda Gabler, que no vi en su día en el maría Guerrero y que fui a ver a Fuenlabrada el último día de octubre. Ya os haré un post multi-reseña de mi octubre teatral.

5. Congreso Mentes Brillantes. El Congreso de Mentes Brillantes ya es una cita ineludible en mi vida. Creo que ésta es la tercera edición a la que asisto y me parece un encuentro tan mágico e inspirador que ya han salido a la venta las entradas de la edición del 2016….¡¡¡¡y ya las tengo!!! Sí, soy una cagaprisas. Pero verdaderamente se trata de una oportunidad única, en la que mentes brillantes y con coraje, venidas de todo el mundo, nos cuentan su historia. En esta ocasión he podido escuchar a Gastón Acurio, Rafaela Santos o la Niña de Napalm, entre otros. Me impactó especialmente la resiliencia de Juan José Padilla y la tremenda historia de José Miguel Sokoloff y sus campañas para sacar a los guerrilleros de la selva, así como fue un momento único escuchar al mítico Miguel de la Quadra Salcedo. Con muchas ganas de asistir al siguiente congreso, aunque aún quede un año y mucho por vivir.


6. Maratón de Castle (y de Isabel). Esos ratos de tarde de finde en los que me dejan un par de horas libres y me meto en la cama con la tablet y puedo ver algún capítulo de Castle (o de la serie Isabel, que llevo ya varias semanas volviendo a verla), son un oasis de soledad (aunque tengo siempre a Athos al lado) y tranquilidad. Impagables.

7. Volver a ver a viejos y buenos amigos. En octubre tiré de calendario y me dije muy alto ¡¡¡¡no puede ser!!!!. El tiempo suele jugar en nuestra contra y de repente te das cuenta de que hay grandes amigos, que viven en Madrid, y a los que no ves desde antes del verano. Para eso tenemos los calendarios, los whatsapps y el teléfono, para tirar de llamada y decir, quedamos ya!!!! He vuelto a ver a muy buenos amigos, cenar con ellos robándole horas al sueño pero compartiendo momentos mágicos.

8. Mi casa (y sin teléfono ni extraterrestres). Sí, a mí me encanta la calle. Pero cuando empieza a hacer frío y se empieza a hacer de noche pronto, me encanta estar en casa, y si es debajo del edredón ya ni os cuento. Estoy entrando en esa época casera.

9. Reto para noviembre: la Magia. Ya os conté aquí mi reto de noviembre, pero realmente surgió en octubre como una estupenda oportunidad. Una compañera, que se está haciendo un hueco a pasos agigantados en mi corazón y que estoy segura de que se va a convertir en una gran amiga, me dejó un libro con 28 ejercicios para 28 días, en los que recuperar la magia y el agradecimiento. Precisamente, pocos días atrás, y sin que ella lo supiera, había escrito este post sobre el agradecimiento. Pues bien, profundizar en este tema con estos ejercicios seguro que me viene bien y además a noviembre hay que buscarle la magia, que es un mes muy soso.


10. Vivir esta etapa consciente. Creo que, en general, estoy atravesando una etapa muy consciente de mi vida, una etapa que me lleva a un sosiego y una tranquilidad que ahora mismo necesitaba. He ordenado el calendario, he dejado hueco para mi hija, para mí, para mi marido, para mis pasiones, para mi formación… y de momento encaja. Incluso he dejado hueco para pasármelo genial en Zumba los viernes por la tarde y el azar me ha regalado una profesora sevillana!!! (con lo que a mí me gusta esa tierra) que me da vidilla en las tardes de viernes, a las que llego con pinzas. Tengo los pies muy en el suelo e intento vivir intensamente, también con equivocaciones y sinsabores, pero vivo y soy feliz por ello.

Veremos qué nos depara noviembre y si logramos darle magia. Octubre ha sido un mes estupendo. 


10 comentarios:

  1. Me gusta leer siempre estos post tuyos tan vitales. Yo este mes voy a pasar, porque a octubre ahora me cuesta sacarle cosas buenas, podría decir que lo difruté, pero el fin que ha tenido y el miedo no compensan el balance. A medida que leía tus cosas buenas me iba diciendo que todo eso le falta a nuestra vida, y ahora yo sí que necesito recuperar la magia y creer en ella, y volver a todas esas rutinas que tenían nuestras vidas: salir, viajar, ver a los amigos, a día de hoy me parece imposible, pero supongo que todo habrá de llegar y tendré que hacer un esfuerzo por salir de este agujero en el que todo lo veo negro. Un abrazo, y gracias por el comentario que me dejaste.

    ResponderEliminar
  2. Esther, sé que ahora lo ves todo muy negro, pero también que saldrás de ésta y volverás a encontrar luz. Un abrazo y muchas gracias a ti. Y mucho ánimo!

    ResponderEliminar
  3. Coincido sobre todo en el punto 8. Es uno de los placeres del otoño.. mmm!
    Besitos!

    ResponderEliminar
  4. Si, @AliEB, en otoño y más con días como hoy apetece no salir de casa!

    ResponderEliminar
  5. Me encantan ver tus balances mensuales. Desprendes tanta vitalidad, tanto entusiasmo... Sigue así!
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  6. Voy a empezar a hacer balance por meses como haces tú. Lo veo una cosa muy positiva. Además en Octubre te he conocido en persona y creo que fué un gran momento para recordar! Un besote

    ResponderEliminar
  7. Me has puesto los dientes largos con el Taller de La Abadía, ya sabes que te lo comenté desde el primer momento que me enteré. ¡qué suerte la tuya!

    ResponderEliminar
  8. @CSM, hazlo, merece la pena! Encuentras la inspiración y valoras mucho más las cosas buenas que hay en tu vida.

    ResponderEliminar
  9. @Tracy, el curso de Espectadores en Acción en La Abadía es alucinante! Ya os iré contando mas cosas, pero me está encantando :)

    ResponderEliminar

Este blog no es nada sin tus comentarios :)